El microbioma intestinal, la metformina y el envejecimiento

Compartir

Induri, S., et alRevisión anual de farmacología y toxicología62, 85–108. https://doi.org/10.1146/annurev-pharmtox-051920-093829

Recopilado por Carlos Cabrera Lozada. Miembro Correspondiente Nacional, ANM puesto 16. ORCID: 0000-0002-3133-5183. 02/04/2022

Resumen

La metformina se ha utilizado ampliamente para el tratamiento de la diabetes tipo 2, y también puede promover un envejecimiento saludable. A pesar de su uso generalizado y versatilidad, los mecanismos de acción de la metformina siguen siendo difíciles de alcanzar. El intestino típicamente alberga miles de especies bacterianas, y como la concentración de metformina es mucho mayor en el intestino en comparación con el plasma, es plausible que las interacciones microbioma-fármaco-huésped puedan influir en las funciones de la metformina. Las perturbaciones perjudiciales en el microbioma intestinal envejecido conducen a la activación de la respuesta inmune innata concomitante con la inflamación crónica de bajo grado. Con la eficacia de la metformina en la diabetes y el antienvejecimiento variando entre los individuos, hay razones para creer que el microbioma intestinal juega un papel en la eficacia de la metformina. La metformina se ha implicado en la promoción y el mantenimiento de un microbioma intestinal saludable y reduce muchas patologías degenerativas relacionadas con la edad. La comprensión mecanicista de la metformina en la promoción de un microbioma intestinal saludable y el envejecimiento requerirá un enfoque a nivel de sistemas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

veinte − 16 =