Protección de refuerzos homólogos y heterólogos después de esquemas primarios de rAd26-rAd5, ChAdOx1 nCoV-19 y BBIBP-CorV durante el brote de Ómicron en adultos de 50 años o más en Argentina: un estudio de casos y controles con prueba negativa

Compartir

Soledad González, et al. doi: https://doi.org/10.1101/2022.09.25.22280341

Recopilado por Carlos Cabrera Lozada. Miembro Correspondiente Nacional, ANM puesto 16 . ORCID: 0000-0002-3133-5183. 27/09/2022

Resumen

Objetivos: Estimar la protección contra la infección por SARS-CoV-2 confirmada por laboratorio, las hospitalizaciones y la muerte después de aplicar una tercera dosis (refuerzo) homóloga o heteróloga en individuos que previamente habían recibido esquemas de vacunación primaria con rAd26-rAd5, ChAdOx1 nCoV-19, BBIBP-CorV o una combinación heteróloga, durante el período de predominio de Ómicron BA.1. Diseño: Estudio retrospectivo, test-negativo, caso-control, con un análisis emparejado. Escenario: Provincia de Buenos Aires, Argentina. Los datos fueron extraídos del Sistema Nacional de Vigilancia y VacunatePBA, un sistema desarrollado en la provincia, entre el 12/1/21-4/1/21. Participantes: 422,144 adultos mayores de 50 años que habían recibido dos dosis de vacunas COVID-19 y se les realizó la prueba de SARS-CoV-2. Principales medidas de resultado: Odds ratios de infección confirmada por SARS-CoV-2, hospitalizaciones y muerte después de administrar un refuerzo, en comparación con un esquema primario de dos dosis. Resultados: De 221.933 (52,5%) individuos con una prueba positiva, 190.884 (45,2%) habían recibido un esquema de dos dosis de vacunas contra el SARS-CoV-2 y 231.260 (54,8%) un esquema de tres dosis. El análisis emparejado incluyó 127.014 casos y 180.714 controles. La administración de un refuerzo homólogo después de un esquema primario con vacunas vectorizadas proporcionó una gran protección contra las hospitalizaciones y la muerte (OR 0,30 [0,26-0,35] y OR 0,29 [0,25-0,33] respectivamente). Sin embargo, este efecto fue menor y disminuyó antes en comparación con los refuerzos heterólogos (OR 0,59 [0,47-0,74] y OR 0,51 [0,41- 0,64] respectivamente). La inoculación de un refuerzo heterólogo después de un ciclo primario con ChAdOx1 nCoV-19, rAd26-rAd5, BBIBP-CorV o esquemas heterólogos, proporcionó cierta protección contra la infección (OR 0,70 [0,68-0,71]), que disminuyó rápidamente después de 60 días (OR 1,01 [0,98-1,04]). A pesar de ello, hubo un claro efecto protector contra las hospitalizaciones (OR 0,26 [0,22-0,31]) y las muertes (OR 0,22 [0,18-0,25]) que persistieron después de 60 días (OR 0,43 [0,35-0,53] y 0,33 [0,26-0,41], respectivamente). Conclusiones: Este estudio muestra que, durante el predominio de Ómicron, los refuerzos heterólogos proporcionan una mayor protección y una mayor duración del efecto contra las hospitalizaciones y muertes relacionadas con COVID-19 en individuos mayores de 50 años en comparación con los refuerzos homólogos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

20 − 15 =