ID. Trabajos de Incorporación y Discursos en la Academia Nacional De Medicina. Tomo XVI, 2008

CRÉDITOS

CONTENIDO

PRÓLOGO

Presentamos el Tomo XVI, en el que están publicados los Trabajos de Incorporación, Juicios Críticos y Discursos de Recepción y Bienvenida de los Individuos de Número Drs. Ladimiro Espinoza León, Sillón No XXI, Francisco C. Herrera K. , Sillón No XI, y Rodolfo Selle Knauf, Sillón No XXX. Sirva este Tomo XVI para darle publicidad y reconocimiento a los importantes Trabajos de Incorporación de estos eminentes médicos venezolanos cuya mayoría no fue publicada en la Gaceta Médica de Caracas. Editores: Drs. Briceño-Iragorry L, Colmenares Arreaza G.

Algunos Aportes Personales en Cirugía General. Dr. Ladimiro Espinoza León. Trabajo de incorporación como Individuo de Número, Sillón XXI.

Se presenta ante tan ilustre auditórium de la Academia Nacional de Medicina de Venezuela, algunos aportes personales de diferentes técnicas operatorias que he logrado realizar, a través de 46 años de ejercer la especialidad en Cirugía General. Estas técnicas operatorias las considero personales porque durante todo el tiempo en estos años de ver actuar a tantos cirujanos en mi país y especialmente en el Hospital Universitario de Caracas donde trabajé 25 años como cirujano en el servicio de Cirugía II y como Profesor de Cirugía en la Cátedra de Clínica y Terapéutica Quirúrgica «B» de la Universidad Central de Venezuela, no las vi realizar antes.

Juicio Crítico al Trabajo de Incorporación del Dr. Ladimiro Espinoza León al Sillón XXI de la Academia Nacional de Medicina, Titulado: “Algunos Aportes Personales en Cirugía General”. Por el Dr. Francisco Plaza Izquierdo

Me corresponde ahora enjuiciar su Trabajo por mandato de la Junta Directiva, pero esto constituye para mí más bien un gran placer por ser el recipiendario un excelente amigo, con el cual por 30 años hemos estado ligados en los trajines de la cirugía juntos hemos celebrado muchos triunfos y también juntos hemos sufrido algunos reveses de los cuales hemos sacado grandes enseñanzas, de acuerdo con ese sabio criterio del Dr. Luis Razetti quien afirmaba que: “Un fracaso analizado enseñaba más que un éxito celebrado”. El Dr. Espinoza nos presenta como originales cinco aportes en Cirugía General, tres de ellos están relacionados con la cirugía gastro-intestinal y dos con la biliar. El trabajo presentado por el Dr. Espinoza representa un gran aporte a nuestra cirugía por su originalidad; su presentación ha sido perfectamente entendida por sus esquemas y su palabra. Yo le doy mi entera aprobación y recomendación para que sea aceptado como trabajo de Incorporación al Sillón XXI, vacante por el sensible fallecimiento del académico doctor Ernesto Vizcarrondo.

Discurso de Recepción del Dr. Ladimiro Espinoza León como Individuo de Número de la Academia Nacional de Medicina Sillón XXI

No soñé nunca ni esperé en mi vida profesional de médico durante mis años de dedicación a ella, que iba a merecer esta gran distinción de los compañeros académicos, Individuos de Número que hicieron posible el quórum para que de acuerdo a los Estatutos y Reglamentos de la Academia Nacional de Medicina de Venezuela, pudiera ser elegido el 11 de febrero de 1999 para ocupar el Sillón Número XXI perteneciente al ilustre pediatra, doctor Ernesto Vizcarrondo. A todos ellos mi reconocimiento por su bondad. El Sillón Número XXI fue ocupado por tres eminentes profesionales médicos: el doctor Tomás Aguerrevere Pacanins, el doctor Rafael Antonio González Rincones y el doctor Ernesto Vizcarrondo. Quiero terminar estas palabras dándole mis más expresivas gracias a todos los aquí presentes y a los que me han ayudado en mi vida y que hoy he recordado con inmenso afecto; pero para los que se ha ido adelante al otro mundo, me despido de ellos como se expresaba el gran poeta cumanés, Andrés Eloy Blanco: “Márchenseme un poco menos quédenseme un poco más váyanse yendo de espalda para creer que regresan”.

Discurso de Bienvenida al Dr. Ladimiro Espinoza León, en su Incorporación a la Academia Nacional De Medicina como Individuo de Número para ocupar el Sillón XXI. Dra. Milena Sardi de Selle

Ser cirujano fue su ambición desde aquel tiempo no lejano aún, del 4to año de medicina. Alumno de Clínica y Terapéutica Quirúrgicas no faltó a pabellón ni una vez, cuando su profesor, el cirujano estrella Dr. Joaquín Mármol Luzardo operaba. Se presenta en un breve resumen de una historia de hazañas y éxitos del médico que recibe la Academia Nacional de Medicina en su seno. Cuando al estilo de Platón, “el alma misma” sea juzgada por su “alma misma”, que es como decir hacerle un examen médico al alma desnuda, sin las envolturas protectoras del poder, la belleza o la riqueza, se encontrará con algunas cicatrices, pero como en las tierras benditas, encontrará semillas que germinan, retoños que reverdecen y capullos que florecen, anunciando la vida buena y generosa que Ud. vivirá con nosotros. Que así sea. Dr. Ladimiro Espinoza León: sea Ud. muy bienvenido a la Academia Nacional de Medicina.

Algunos Aspectos Bioelectroquímicos de la Fisiología y la Farmacología Transporte. Regulación del medio interno. Regulación del medio intracelular. Excitabilidad. Dr. Francisco C. Herrera. Trabajo de Incorporación como Individuo de Número Sillón No XI, ante la Academia Nacional de Medicina

Desde tiempos inmemoriales el hombre ha estado familiarizado con los fenómenos bioeléctricos más notables. Los antiguos egipcios conocían los extraños efectos que causaba el contacto con el siluro o bagre eléctrico del Nilo, Malapterurus electricus, el cual aparece ya en los murales y estatuas. Hipócrates, Platón y Aristóteles conocían de los impactantes choques o descargas impartidos por la raya mediterránea Torpedo ocellata. Hemos así seguido el hilo conductor bioelectroquímico a través de una serie de fenómenos y procesos sin relación aparente entre sí. Partimos de los fenómenos bioeléctricos generados por los peces eléctricos y reconocidos desde la antigüedad por sus efectos dramáticos. Hemos pasado por los primeros esbozos de los estudios bioeléctricos instrumentales, el conocimiento de los fenómenos de las células excitables, los fenómenos bioeléctricos asociados al transporte de sustancias entre el ser vivo y el medio y entre sus compartimientos corporales. Hemos observado los fenómenos bioeléctricos asociados a la regulación del medio intracelular y finalmente las manifestaciones eléctricas de la actividad neuromuscular y cardíaca en la superficie del organismo. Finalmente hemos regresado, pero a un nuevo nivel de conocimiento a la comprensión de la descarga del Electrophorus o temblador y los peces eléctricos, fenómeno que ha intrigado a los investigadores desde la antigüedad.

Juicio sobre el Trabajo Titulado”Algunos Aspectos Bioelectroquímicos de la Fisiología y la Farmacología”. Presentado por el Dr. Francisco Herrera, para optar a la Condición de Individuo de Número de la Academia Nacional De Medicina. Dr. Juan José Puigbó

El objetivo de esta presentación es cumplir con el requerimiento estatutario de ejercer una función crítica sobre el trabajo de incorporación del Académico, profesor e investigador del IVIC, Dr. Francisco Herrera. El campo de investigación del Dr. Herrera se centra principalmente en el estudio del “movimiento de iones a través de epitelios, al transporte activo de electrólitos, así como a la regulación iónica y osmótica del medio interno e intracelular en invertebrados acuáticos y en el conocimiento de la histopatología de algunas especies invertebradas”. Su aporte en el dominio de la farmacología es de suma importancia, al estudiar los efectos producidos por la administración de litio, las acciones de la amilorida, del ácido etacrínico y de la oubaina. Los trabajos tienen la solidez que sólo es dable para los que poseen una rigurosa base experimental. Es por esta razón, que consideramos que el trabajo presentado por el Dr. Francisco Herrera sobrepasa con creces los requerimientos de rigor para su incorporación como Individuo de Número de esta corporación.

Discurso de Recepción del Dr. Francisco C. Herrera Como Individuo de Número de la Academia Nacional de Medicina. Sillón XI

Cuando pronuncié palabras de agradecimiento a esta Corporación con ocasión de haberme hecho el honor de elegirme como Miembro Correspondiente, hice la observación que nuestras familias van desapareciendo con el transcurrir de los años pero que al acogerme como Miembro Correspondiente la Academia me ofrecía una extensión a mi propia familia, sustituyendo en cierta forma sus miembros desaparecidos. Nada más válido que ratificar esta idea en este momento cuando me cabe a mí y a mi familia el honor de la elección a Individuo de Número para ocupar el sillón Número XI. El sillón no se ocupó sino hasta 1934 cuando se incorporó el Dr. José Ignacio Baldó, lo sucedió en 1978 el Dr. Luis H. Rodríguez Díaz. Mi predecesor, fue el Dr. Méndez Castellano. Toda una vida, más de cuarenta años con todas clases de altos y bajos pero siempre disfruté de la posibilidad de realizar mi sueño, ser investigador. Quisiera expresar mi reconocimiento a tantas personas dentro del IVIC que contribuyeron con mi carrera y me alentaron en sus momentos difíciles.

Discurso de Bienvenida al Dr. Francisco C. Herrera K. Como Individuo de Número Sillón XI. Dr. Carlos A. Hernández H.

Nuestra Corporación ha sido creada para atesorar y hacer imperecedera y continua la vida institucional y académica de los médicos. Cumpliendo con ese mandato, recibimos hoy a un nuevo Académico. Pocas veces, el personaje escogido es tan adecuado para la responsabilidad a la cual se está invistiendo, como es el caso del Dr. Francisco Herrera K., mi amigo personal, el cual me es conocido porque ambos éramos vecinos de la caraqueñísima parroquia de La Pastora. Tanto el trabajo de Incorporación como los comentarios del Dr. Juan José Puigbó, han sido gratamente recibidos y justamente valorados en la magnitud de su sabiduría, así como en su discurso de incorporación, donde nos hace un brillante y minucioso boceto histórico sobre la formación del investigador; por eso con beneplácito y en nombre de la comunidad Académica, le damos la bienvenida y le comunicamos con la emoción de quienes reciben una gratificación por su llegada e integración a nuestro grupo académico; por eso en nombre de todos, lo invitamos a ocupar su Sillón No XI, el cual hace 100 años su tío Bernardo Herrera Vegas ocupó como uno de los Fundadores de nuestra Institución.

Orígenes de la Medicina, El Deporte y la Medicina Del Deporte. Dr. Rodolfo Selle K. Trabajo de Incorporación como Individuo de Número Sillón No XXX, ante la Academia Nacional de Medicina

Recabar sobre los orígenes tanto de la actividad médica como de la deportiva, nos retro lleva a tiempos muy alejados de nuestros días. Al investigar sobre estas iniciales manifestaciones humanas nos encontramos con puntos comunes, compartidos por las tres disciplinas: el deporte, la medicina y la medicina del deporte, que nos invitan a seguir su evolución a lo largo de siglos, de los múltiples procesos que le ha tocado vivir a la humanidad, enriquecidos por las interpretaciones que de la biología humana y corporal se han hecho a través de las épocas, en el largo tránsito de la vida del hombre en nuestro planeta, además de las diferentes organizaciones sociales con las cuales ese hombre primitivo, su soledad de especie humana única.

Juicio Crítico al Trabajo de Incorporación Del Dr. Rodolfo Selle K. como Individuo de Número Sillón XXX de la Academia Nacional de Medicina Titulado: Los Orígenes de la Medicina, El Deporte y la Medicina del Deporte. Dr. Ladimiro Espinoza León

Los que oímos la excelente disertación que termina de hacer esta tarde el Académico Individuo de Número, que desde este momento ocupa el Sillón XXX, Rodolfo Selle Knauf, no puede merecer de mí ningún Juicio Crítico sino su APROBACIÓN, para que de acuerdo a los Estatutos Vigentes de la Academia Nacional de Medicina, esté autorizado para seguir con nosotros acompañándonos, hasta que la muerte nos separe. La doble condición de buen estudiante y gran deportista, le permitió ser elegido Delegado Estudiantil por tres bienios consecutivos. Al terminar sus estudios inició su carrera docente por Concurso en el Hospital Vargas y cumplió todos sus ascensos hasta llegar a Profesor Titular y graduarse de Doctor en Ciencias Médicas, lo cual le ha permitido hoy incorporarse como Académico Individuo de Número, para ocupar en forma vitalicia,
el Sillón Número XXX.

Discurso de bienvenida al Dr. Rodolfo Selle K. como Individuo de Número Sillón XXX. Dr. Carlos A. Hernández H.

Quienes conocemos las cualidades del Dr. Rodolfo Selle K., de hombre honesto, inteligente y generoso, dispuesto a trabajar por ideales como la patria, la universidad, la academia, la juventud o el bien y con la esperanza de que sus energías darán vigor a nuestra institución que hoy lo recibe alborozada, la cual ha sido creada para atesorar y hacer imperecedera y continua la vida institucional y académica de los médicos. Creo hacerme eco y portavoz del sentimiento unánime de mis honorables colegas de la Academia, al prodigarle a usted un fuerte abrazo de parte de cada uno de ellos y la más fraternal bienvenida a esta casa de estudios.
Sea usted bienvenido Dr. Rodolfo Selle K.

Discurso de Recepción del Dr. Rodolfo Selle Knauf, como Individuo de Número, Sillón XXX

Santos Aníbal Dominici es el Académico que inaugura el Sillón XXX de nuestra Academia Nacional de Medicina. Otra de mis satisfacciones de hoy, memorable día para mí, es tener aquí acompañándome, como un Maestro a su discípulo, al Honorable Profesor Doctor Francisco Montbrun, uno de mis proponentes para ascender al sitial de honor que es el ocupar el Sillón XXX de esta Academia. Félix Pifano, Santos Dominici, Francisco Montbrun, Carlos Hernández y todos ustedes, mis compañeros Académicos, pertenecen a ese grupo de venezolanos que en honor a la patria y para engrandecer nuestra profesión han logrado superar lo ingente, lo cotidiano, lo concreto, para elevar a la Medicina y a nuestras vidas al plano de lo inteligente. Señores, muchas gracias y les reitero mi satisfacción de sentirme uno más de ustedes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

11 − nueve =