Efectos renales de los agonistas del receptor de GLP-1 y tirzepatida en individuos con diabetes tipo 2: semillas de un futuro prometedor

Compartir

Caruso, Irene y Francesco Giorgino. «Efectos renales de los agonistas del receptor GLP-1 y tirzepatida en individuos con diabetes tipo 2: semillas de un futuro prometedor». Endocrino vol. 84,3 (2024): 822-835. DOI: 10.1007/s12020-024-03757-9

Recopilado por Carlos Cabrera Lozada. Miembro Correspondiente Nacional, ANM puesto 16. ORCID: 0000-0002-3133-5183. 06/07/2024

Resumen

Propósito: La enfermedad renal crónica (ERC) es una de las complicaciones más comunes de la diabetes tipo 2 (DT2), y la discapacidad y la mortalidad relacionadas con la ERC están aumentando a pesar de los avances recientes en el control de la diabetes. El agonista dual del receptor GIP/GLP-1, tirzepatida, se encuentra entre los multiagonistas más desarrollados para el cuidado de la diabetes y hasta ahora ha mostrado efectos nefroprotectores prometedores. Esta revisión tiene como objetivo resumir la evidencia con respecto a los efectos nefroprotectores de los agonistas del receptor del péptido-1 similar al glucagón (GLP-1RA) y la tirzepatida y los mecanismos putativos que subyacen al perfil renal favorable de la tirzepatida.

Métodos: Se realizó una búsqueda bibliográfica exhaustiva desde el inicio hasta el 31 de julio de 2023 para seleccionar trabajos de investigación que abordaran los efectos renales del GLP-1RA y la tirzepatida.

Resultados: La patogénesis de la ERC en pacientes con DM2 probablemente involucra muchos factores además de la hiperglucemia, como la hipertensión, la obesidad, la resistencia a la insulina y la aterosclerosis glomerular, que ejercen daño renal a través de mecanismos metabólicos, fibróticos, inflamatorios y hemodinámicos. La tirzepatida mostró un potencial sin precedentes para reducir la glucosa y el peso corporal, presentando también la capacidad de aumentar la sensibilidad a la insulina, reducir la presión arterial sistólica y la inflamación y mejorar la dislipidemia, particularmente al reducir los niveles de triglicéridos.

Conclusión: Es probable que la tirzepatida contrarreste la mayoría de los factores patogénicos que contribuyen a la ERC en la DM2, lo que podría representar un paso adelante en la terapia basada en incretina hacia la nefroprotección. Se necesita más evidencia para comprender su papel en la hemodinámica renal, la fibrosis, el daño celular y la aterosclerosis, así como para demostrar de manera concluyente la reducción de los resultados renales duros.

Academia Nacional de Medicina